La reeducación gráfica: Una solución a la disgrafía.


escribir bien

Disgrafia -10 años de edad

Escribir mal es un problema que afecta a  niños,  pero también a adolescentes y adultos.  Además, sus muchas consecuencias negativas afectan tanto al plano escolar y educativo como al profesional y personal.  A continuación, se indican algunas situaciones prácticas en que la mala letra es altamente determinante:

  • Bajan las notas. Los profesores no pueden calificar los exámenes porque no entienden la letra de sus alumnos.
  • Crea inseguridad ante exámenes importantes, como la selectividad y similares.
  • No se aprecia el nivel creativo al redactar, baja el rendimiento escolar.
  • Produce complejos, ya que, en lo posible, evitan escribir delante de la gente.
  • Puede afectar nuestro perfil profesional, puesto que cada día se utiliza más la letra en selección de personal, ya que piden una carta manuscrita, junto al CV.

¿Por qué se  escribe mal?

La respuesta es múltiple pero, básicamente, los factores pueden ser:

a) Posturales y de motricidad fina

  • Por tener una deficiente psico-motricidad fina.

-Tono muscular laxo o fuerte.
-¿Se mueven los dedos o el brazo al escribir?

  • Por tener malos hábitos posturales.

-Cómo se sujeta el bolígrafo (cómo se hace la pinza si es que se hace)
-Cómo se coloca la mano
-Si se mueve o no el brazo, etc.

b) Por  la personalidad y  el carácter

Nuestra  escritura revela nuestra personalidad y, por lo tanto,  refleja   aspectos mentales, emocionales y sociales  que inciden directamente  sobre nuestra letra, desde que nacemos. Cuando un niño  coge su primer lápiz de color  y hace su primer garabato, ya proyecta mucho de su carácter en ese garabato o dibujo. Indicamos algunos rasgos conductuales que se reflejan proyectivamente, de forma negativa,  en la  letra de los niños y jóvenes:

-Impaciencia.
-Nerviosismo.
-Desorganización.
-Miedos.
-Complejos, celos…
-Bloqueos emocionales.
-Escasa dedicación al trabajo.
-Despistes.
-Vagancia.

¿Qué es la reeducación gráfica?

La reeducación grafica se fundamenta en 12 movimientos, que forman todas las letras. Así se muestra en la siguiente gráfica:

solucion disgrafia

Estos 12 movimientos ayudan a que cada una de las letras sea legible y esté bien construida, dando paso así a que la escritura, en su conjunto, mejore en legibilidad y en claridad. Por otro lado, estos trazos  están  asociados a algunos rasgos de nuestra personalidad. Por ejemplo, si nos encontramos con una escritura  muy desorganizada, corrigiendo los  movimientos llamados “estructurales” (los que dan estabilidad a la letra)  de la escritura,  conseguiremos un mayor grado de  orden, e interiorizándolos,  lograremos que se reproduzcan de forma automática en la escritura y, al mismo tiempo, ayudan a mejorar el orden en general, la limpieza de la página, la presentación, corrigiendo, por tanto, la disgrafía y también el aspecto organizativo del alumno en su presentación y rendimiento.

¿Cómo se puede solucionar una letra ilegible?

La solución a una disgrafía, que así es como se llama a la mala letra, no se logra de un día para otro… pero sí tiene solución.

Muchos padres creen que cuando el niño o niña sea más mayor, cuando vaya creciendo y madurando, la letra va a mejorar por sí sola. La verdad es más compleja: esta circunstancia, lamentablemente, no suele tener lugar de un modo casi mágico…

La letra se acaba de formar entre los 9-11 años como máximo, aunque su definitiva configuración dependerá también de la madurez del niño.
Primero. Se centra en determinar qué factores, motores y posturales, inciden para que la escritura no se haga de forma correcta. Cuando a un niño no le han enseñado a adoptar ciertas posturas motoras, o no se le han corregido las posturas incorrectas, estas falencias van a influir directamente en la escritura. Se trata, por otra parte, de una de las diferencias entre la caligrafía al uso y la reeducación gráfica. Por ello, es importantísimo corregir toda postura inadecuada e incorrecta, para que la escritura se torne más ágil y el niño se canse menos al escribir. Cuando un niño se cansa al escribir, casi seguro que no le gustará estudiar o, al menos, fallará en uno de los pilares de la educación.
Segundo. Se centra en observar qué rasgo caracterológico, de entre los que hemos mencionado, está afectando a la letra.

¿Qué consejo se puede dar a los docentes y a los padres?

A los docentes es necesario sugerirles la importancia de que a los niños se les enseñe a adoptar, de forma correcta, sus primeras manifestaciones posturales y de motricidad, y se les corrija en sus posibles anomalías. El factor postural representa un aspecto que en muchos niños tiene consecuencia en la disgrafía.

a los padres debemos recordarles que no piensen que la letra de sus hijos mejorará porque sí. Solo mejorará si se interviene directamente sobre ella. Por nuestra experiencia, vemos que a medida que los cursos avanzan los niños se sienten más presionados por los contenidos, por los exámenes, por los factores académicos en general. O sea, al sentir más presión del exterior, esa presión se refleja en la letra, y, en vez de escribir mejor, el niño escribe peor, con tachones, con desorganización general, con letra ilegible…

¿Se puede corregir la disgrafía de forma definitiva?

La reeducación gráfica corrige la “mala letra”, ya que, al interiorizarse los trazos que estén mal en las grafías, la corrección es definitiva. Se puede empezar desde los 8 años.
De momento, la forma de acceder a la reeducación grafica, ya que en los colegios no se contempla esta disciplina es presencial y a distancia. También ofrecemos un curso online, que se puede seguir desde casa, sin desplazamientos a ningún sitio, se viva donde se viva. Lo recomendamos calurosamente, porque puede ser una solución para muchos padres que nos saben qué hacer o donde ir para ayudar a sus hijos cuando éstos, por culpa de la letra, les bajan las notas o tienen un bajo rendimiento escolar, debido a que los profesores o no pueden o tienen dificultad en leer lo que sus hijos escriben en su exámenes, cuadernos…
Fuente: www.mundoprimaria.com

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *